2 Days in Paris (2007)

Directora: Julie Delpy
Duración: 96 minutos
País: Francia/Alemania
Reparto: Adam Goldberg, Julie Delpy, Daniel Brühl, Marie Pillet, Albert Delpy, Alexia Landeau, Adan Jodorowsky, Alexandre Nahon, Charlotte Maury-Sentier, Vanessa Seward, Thibault De Lussy, Chick Ortega, Patrick Chupin, Antar Boudache, Ludovic Berthillot, entre otros.
" Una historia que gira alrededor de una fotógrafa francesa de nombre Marion que lleva a su novio americano llamado Jack, de visita a París, en un intento de dar un nuevo impetu a una relación carente de romanticismo. "
Toda relación de pareja es una especie de complejo universo en donde parecen convivir e interrelacionarse diversos sentimientos como la pasión, la confianza, el amor; sólo que en el otro extremo aparecen aspectos como las pequeñas inseguridades (y en consecuencia, los celos) y ambiciones personales que proyectamos directamente en esa persona a la que creemos conocer y amar.
Los motivos por los que estamos dispuestos a abandonar nuestras zonas de confort individuales y de libertad, para unirnos de forma más o menos permanente a otra persona son diversos y en ocasiones distintos según el ente en cuestión.
El hecho de formar una pareja no es tarea fácil y requiere como casi todas las cosas que valen la pena, un nivel importante de sacrificio y entrega.
En esta película apreciamos la dinámica de una relación en un escaso periodo de 48 horas que sirven a los protagonistas para conocerse y madurar, afrontando las discusiones y el conflicto no siempre como algo negativo, sino como un modo de avanzar y en este caso concreto, dar un paso hacia adelante en su relación.
Al amorío entre Jack y Marion podríamos definirlo como la unión entre una persona liberal (ella) y otra más conservadora (él), lo que genera el constante enfrentamiento en el que se debe mover toda relación en la que el amor signifique realmente algo.
Claro, la colisión entre ambas fuerzas va transcurriendo durante ese par de días, entre la molestia que suscitan los celos, gracias a la línea que sobrepasa con cierta facilidad y mucha frecuencia una de las partes.
Cabe señalar que aunque es una película que consideraría muy personal, esta hechá para toda clase de públicos. Julie Delpy protagoniza, escribe y dirige su segundo largometraje; y no sólo eso, sino que sus verdaderos padres aparecen actuando como los padres de Marion en esta comedia tan ácida como amarga. La directora le debe mucho a Richard Linklater (director de las célebres Before Sunrise y la secuela Before Sunset, en las que Delpy es protagonista), ya que durante toda la cinta se nota el tono con el impregnó a las mencionadas obras que tanto le dieron, aderezado con un fino toque de otro de los grandes: Woody Allen.
Si hay alguna razón para verla, desde mi punto de vista, son los diálogos. Y es que en todo momento son descaradamente sarcásticos y burlones, sorprendentes por el abuso de términos sexuales. Lo que no deja de ser un cliché sobre como son los franceses en ese tema de lo carnal.
En concreto, les recomiendo esta comedia actual, que cuenta con gracia y con elegancia, que les demostrará que el amor es algo más que besos y arrumacos; pero más allá de cualquier cosa, que detrás de las tontas discusiones que a veces tiene toda pareja, prevalece el sentimiento que es más fuerte que todo lo demás.

Comentarios

Entradas populares