Speed (1994)



Director: Jan de Bont


Duración: 116 minutos


País: Estados Unidos


Reparto: Keanu Reeves, Dennis Hopper, Sandra Bullock, Joe Morton, Jeff Daniels, Alan Ruck, Glenn Plummer, Richard Lineback, Beth Grant, Hawthorne James, Carlos Carrasco, David Kriegel, Natsuko Ohama, Daniel Villarreal, Simone Gad, entre otros.


" El oficial Jack Traven es un intrépido policía de Los Angeles. La supervivencia en esta ciudad para un agente de la ley no es tarea fácil, pero Jack, además de disfrutar de una proverbial buena suerte, conoce perfectamente los trucos para sortear el peligro. Sin embargo, tendrá que afrontar una dura prueba cuando queda atrapado en un autobús urbano que lleva instalada una bomba programa para explotar si el vehículo disminuye su velocidad a menos de 50 millas por hora. Empieza así una loca carrera por la ciudad, con Jack intentando dar confianza a la joven pasajera que ha sustituido al conductor, herido en el secuestro."


Muchas veces se extrañan películas como éstas, a las que no podríamos denominar como "obras maestras", pero que entretienen de una manera increíble a pesar del paso del tiempo y de la cantidad de veces que las veas.

Sin duda alguna las propuestas de esta clase de cintas son superficiales en cuanto a contenido, ya que se entregan completamente al vertiginoso mundo de la acción. Y es así que este proyecto no es la excepción a la regla, el filme se limita a ser una efectiva opción para pasar un rato divertido, con buenos efectos especiales y una historia con una dinámica impresionante.

La idea de la que parte toda la trama es muy original sin duda, en lugar de ser un edificio el sitio amenazado por terroristas, es un autobús donde hay una bomba que se activará si se baja la velocidad a menos de 50 millas por hora.

Speed se ha convertido por derecho propio en un clásico moderno del cine de acción por sus inolvidables situaciones; por las interpretaciones de sus protagonistas (excepto la de Jeff Daniels, que no sirve para gran cosa, aparte de protagonizar una de las muchas escenas espectaculares del filme), ya que Sandra Bullock lo hace bastante bien (aunque sea más amarga que el café), y Keanu Reeves alcanza una de sus mejores actuaciones (dejando de lado su aportación a Matrix), sin olvidarnos de un gran actor como Dennis Hopper, resucitado artísticamente para hacerla aquí de terrorista.

Como casi todas las obras narrativas, este ejercicio cinematográfico se divide en tres actos: el primero que tiene como función obvia presentar a los personajes y que funciona de modo adecuado; un segundo que es el clímax y es el mejor de todo el conjunto ya que cuenta con una potencia y una velocidad que deja sin aliento; y una tercera que es la que hace que el todo decaiga, en ese desenlace se nota que al guionista se le acabaron las ideas y perdió la posibilidad de cerrar una película muy buena.

Recomiendo verla con sonido 5.1 o si se puede 6.1, que así se disfruta en todo su esplendor.

Comentarios

Entradas populares